Algunas lecciones que nos dejó el COVID 19

La pandemia ya pasó, en cuanto a las cuarentenas que había tomar, pero no el riesgo a infectarnos y nos ha dejados muchísimos aprendizajes, cambios, lecciones, reflexiones. De las cuales menciono algunas:


1. El tiempo en familia es importante, hubo muchas personas que se dieron cuenta que era necesario reparar relaciones rotas, debido al encierro.

2. El trabajo en casa ha sido un gran beneficio para muchas personas, porque ha facilitado procesos, traslados, hubo empresas que pudieron ahorrar, modernizar procesos, digitalizarse, ser más productivas, disminuir el estrés de las relaciones internas laborales.

3. Los autocuidados, se convirtió parte de nuestra vida, comer bien, dormir, estar tranquilos.

4. Valor que las cosas más sencillas de la vida son las que valen, ante la perdida de amigos y familiar no hizo valorar que reír, estar en casa, estar en paz, salir a caminar al parque, platicar, tomar el aire, sentir el sol, podía ser mejor que seguir en la vida ajetreada, y neurótica en que gran partes de los ser humanos vivimos, por el nivel de exigencia que estamos sometidos, porque hay que cubrir necesidades, expectativas. Incluso me tocó leer casos de personas, que la pandemia les vino tan bien porque se dieron cuenta que viven en una constante presión social y de vida, que nos le permitía estar en serenidad, siempre quedando bien, cumpliendo compromisos que no querían estar, en fin una seria de cosas que les parecían absurdas y con el encierro se acabó.

5. Que somos muy vulnerables, que todo el mundo pasamos por la mismo, el miedo a ser infectados, obviamente con su dosis y la locura de algunos; puesto que para muchas personas fue encerrase de la manera más cuidadosa y muy exagerada, y hubo para otros que no le dieron tanta importancia, al grado de no creer que existe el virus, pensando que una estrategia de gobiernos para controlarlos. El asunto fue que se manifestaron nuestros miedos, pero también que todo iba ir bien.

6. La economía se afectó, y regresamos, a que vivir con lo básico es bueno, que no requerimos de tantas cosas para estar bien.